Causas de hiperpotasemia

La hiperpotasemia es un nivel excesivo de potasio en el torrente sanguíneo. El potasio tiene varias funciones importantes en el cuerpo. Es esencial para el funcionamiento normal de los músculos, el corazón y los nervios.

Causas de hiperpotasemia

El potasio ayuda al cuerpo a regular la actividad muscular, incluyendo los músculos lisos (músculos involuntarios, tales como los músculos que se encuentran en el tracto digestivo), los músculos esqueléticos (músculos voluntarios, como los músculos de las extremidades y el torso) y el músculo del corazón. También es importante para el mantenimiento del ritmo eléctrico normal del corazón y para señales eléctricas normales en el sistema nervioso.

  • El nivel normal de potasio en la sangre es 3,5 a 5,0 miliEquivalentes por litro (mEq/L).
  • Los niveles de potasio entre 5,1 mEq/L y 6,0 mEq/L se consideran hiperpotasemia leve.
  • Los niveles de potasio de 6,1 mEq/L y 7,0 mEq/L se consideran hiperpotasemia moderada y los niveles por encima de 7 mEq/L reflejan la hiperpotasemia grave.

El exceso de potasio en el torrente sanguíneo puede ser el resultado de enfermedades renales o de las glándulas suprarrenales, así como de ciertos medicamentos. La hiperpotasemia también puede ser el resultado de trasladar el potasio de su ubicación habitual en el interior de las células del torrente sanguíneo.

La mayor parte del potasio en el interior del cuerpo (aproximadamente el 98%) se encuentra dentro de las células, sólo el 2% se encuentra en el torrente sanguíneo. Un número de condiciones puede causar que el potasio salga fuera de las células en la circulación sanguínea, aumentando así el nivel de potasio medido en la sangre, a pesar de que la cantidad total de potasio en el cuerpo no haya cambiado. La cetoacidosis diabética, una emergencia que puede desarrollarse en personas con diabetes tipo I, es un ejemplo de una condición en la que el potasio se extrae de las células y el torrente sanguíneo.

Del mismo modo, cualquier condición en la que haya una destrucción masiva del tejido puede resultar en niveles elevados de potasio en la sangre, ya que las células dañadas liberan su potasio. Algunos ejemplos de la destrucción del tejido incluyen:

  • Trauma.
  • Quemaduras.
  • Procedimientos quirúrgicos.
  • Destrucción de las células tumorales o células rojas de la sangre.
  • Rabdomiolisis (una condición que implica la destrucción de las células musculares que a veces se asocia con una lesión muscular, alcoholismo o abuso de drogas).

Por otra parte, la dificultad en la extracción de sangre para las pruebas, puede traumatizar a los glóbulos rojos, la liberación de potasio en el suero de la muestra de sangre puede causar una lectura falsamente elevada de hiperpotasemia en la prueba de sangre.

Qué produce la hiperpotasemia

Cualquier condición que disminuye la función renal puede producir hiperpotasemia, ya que los riñones eliminan el exceso de potasio del cuerpo excretándolo por la orina. Algunos ejemplos de condiciones que disminuyen la función renal son la glomerulonefritis, insuficiencia renal aguda o crónica, rechazo de trasplantes y obstrucciones en el tracto urinario (tales como la presencia de piedras).

Las glándulas suprarrenales secretan muchas hormonas importantes para la función apropiada del cuerpo. Entre ellas se encuentra la aldosterona, que regula la retención de sodio y líquido en los riñones junto con la excreción de potasio en la orina. Las enfermedades de la glándula suprarrenal (por ejemplo, enfermedad de Addison, que causa una disminución de la secreción de aldosterona) conducen a una disminución de la excreción renal de potasio que resulta en la hiperpotasemia.

Algunos ejemplos de medicamentos que pueden conducir a niveles elevados de potasio incluyen:

  • Antiinflamatorios no esteroideos.
  • Inhibidores ECA (se utilizan para tratar la insuficiencia cardíaca congestiva y hipertensión).
  • Bloqueadores de los receptores de la angiotensina II (BRA).
  • Algunos tipos de diuréticos.